Inicio > CULTURA, MUSICA, POLITICA > ANDALUCIA

ANDALUCIA

 

Seguramente esta entrada tendrá poco interés para muchos, pero como vivo más tiempo aquí, en Andalucía, que en ningún otro sitio hoy escribo sobre esta “tierra de acogida”; tierra de buena gente, triste realidad e incierto futuro.

BANDERA

Andalucía es la región más habitada de España, con 8,3 millones de habitantes y la segunda más extensa. Disfruta de 3000 horas de sol al año y con sus dos mares, el atlántico y el mediterráneo, es uno de los más notables paraísos turísticos. Es tierra de toros, de vinos y de caballos; de deportes de nieve y de mar; de fiestas y cantos populares, con su Feria de Sevilla, su Rocío y su flamenco. Cuna de literatos y artistas y suelo de la más grandiosa arquitectura histórica, con joyas como la Alhambra, la Mezquita y la Giralda, herencia de la civilización musulmana.

Tierra de mitos, como el de la Atlántida en Tartessos (Cádiz), de ritos, de langostinos y de tortitas de camarones. Escenario de batallas épicas que fueron claves para la construcción de lo que España es hoy. Lugar (Cádiz) donde se constituyeron las primeras cortes democráticas de la España moderna (hoy hace 200 años) y del nacimiento de la “Pepa”, la primera Constitución española.

Muchos pueblos y culturas han sido protagonistas en la historia de Andalucía. Iberos y Celtas (a. 2500-1000 AC), Fenicios (a. 1000-700 AC), Griegos (a. 600 AC), Cartagineses (efímera estancia), Romanos (a. 200 AC a 400 DC), Vándalos y Visigodos. El dominio árabe, del 711 hasta 1492, finaliza con la reconquista de Granada por los Reyes Católicos y Andalucía recupera su “españolidad”.

Hubo un tiempo, bajo el Califato de Córdoba, en los siglos X y XI, en que Andalucía disfrutó de esplendor económico e intelectual. Córdoba era la capital de Europa y el paradigma de la cultura y de la armonización. Tras la reconquista, Andalucía, especialmente su vertiente occidental, conoció tiempos de gloria gracias al comercio con las posesiones de América. Y continuó próspera durante muchos años. A mediados del XIX, Andalucía era la segunda región española en cuanto a grado de industrialización, muy superior a la media nacional. Pero la historia se truncó y Andalucía empezó a decaer. Muchas razones explican este rápido camino de la riqueza a la penuria. La pérdida del imperio acabó con el comercio internacional. Las leyes de desamortización del XIX, que permitieron la acumulación de las tierras de cultivo en pocas manos y la expansión de los latifundios (pocos terratenientes ricos, muchos campesinos sin tierras), generó un alto grado de absentismo empresarial, tanto agrícola como industrial, en el que los propietarios de tierra y empresas vivían en Madrid y medraban en la política.

 

Es a partir de entonces cuando empieza a germinar la Andalucía de hoy. La Andalucía victimista, la necesitada de protección, la excusa de los políticos. Con la desaparición paulatina de la industria (con excepción de la extractiva y la de transformación agrícola) Andalucía acabó centrando su economía en el sector primario, en actividades agrícolas, con salarios bajos y altos beneficios para terratenientes que eran invertidos en actividades industriales fuera de Andalucía que, a su vez, generaban altos salarios y mayor capacidad adquisitiva que la que dejaban en la región origen de los beneficios. En definitiva, la capacidad de consumo de la población, como elemento generador de riqueza y de empleo de calidad se traslada al norte, mientras que en el sur se concentra la mano de obra barata, sin capacidad adquisitiva que, lógicamente, desincentiva la creación de industria en la zona. Un círculo vicioso.

Tras esta triste historia Andalucía es, junto con Extremadura y Castilla la Mancha, la comunidad autónoma más pobre de España. Se tiende a pensar, sin análisis más profundo, sin atender a la historia, que la razón inmediata de su relativa pobreza es que estas tres regiones han sido gobernadas, desde el inicio de la transición y establecimiento del Estado de las Autonomías, por el PSOE. Sin duda, algo de razón no les falta, aunque la historia anterior haya tenido mucho que ver.  Pero, desde luego, el partido socialista bien pudiera haber tratado de acortar la desventaja en lugar de acrecentarla con sus políticas de clientelismo y de tratar de conservar, a base de mantener el victimismo histórico, estos viveros de voto cautivo.

Hoy, tras más de treinta años de gobierno socialista, Andalucía sigue siendo la región pobre de España, con una tasa de paro un 50% superior a la media nacional y una estructura económica en la que el sector terciario, especialmente el turismo, es el único que empuja. La agricultura vive de las subvenciones comunitarias, que se acabarán, y la industria no tira ni tirará. Y hay muy pocas posibilidades de que salga de la sima. A Andalucía le sangra la estructura de su población. El descenso de la natalidad, el aumento de la esperanza de vida y los movimientos migratorios (la emigración de población autóctona adulta hacia zonas más ricas y la inmigración africana) están contribuyendo a invertir la pirámide poblacional con más rapidez que en otras regiones. Por otro lado, el hecho de que la tasa de desempleo, especialmente en jóvenes, sea la mayor de España, va a contribuir a que lo que Strauss Kahn, DG del FMI, denominó no hace mucho “generación perdida” por causa del desempleo duradero de los jóvenes, sea una realidad.

¿Qué han hecho los sucesivos gobiernos, nacionales y autonómicos, para “reducir” tan altas tasas de desempleo y “reconducir” la economía?

1. El establecimiento del PER (Plan de Empleo Rural). Mediante el PER, un trabajador del campo que justifique haber trabajado 20 jornadas (hasta hace pocos meses eran 35) tiene derecho a cobrar seis meses de subsidio agrario. Hay muchos que sostienen que una de las causas de que Andalucía y Extremadura sigan siendo las regiones más pobres de España, se debe al PER. Según ellos, el PER lo introdujo (en 1984) Felipe González para que Andalucía y Extremadura “jamás dejaran de ser el gran caladero de votos del PSOE”. Como antes dije, seguramente exageran, pero algo de verdad hay. Es curioso observar que el Partido Popular es tradicionalmente la formación con mayor número de votos en todas las capitales andaluzas y en las mayores ciudades en donde el PER no existe o no es un referente social. Y es, sin embargo, en las zonas PER en dónde el PSOE compensa, con creces, su desventaja. Es un dato no despreciable. El Plan de Empleo Rural da de comer, pero es lo único que da.

Los detractores del PER, por otro lado, no sólo critican su existencia, sino el propio sistema que, escasamente supervisado, permite estafas y corruptelas. Las peonadas se hacen o “se compran”. Cualquier empresario agrícola puede, por amistad o por comisión pero con escaso control, firmar las peonadas que sean necesarias para completar el mínimo requerido.

2. El Empleo Público. Andalucía es la región, otra vez junto con Extremadura, en la que hay más población activa trabajando para las Administraciones Públicas. De los casi  medio millón de funcionarios que hay en Andalucía, más de la mitad están al servicio de la Comunidad Autónoma, mientras que otros casi 130 mil trabajan en los ayuntamientos o diputaciones provinciales. Madrid y Cataluña, las siguientes en empleo público autonómico, emplean “tan sólo” entre 150 y 160 mil cada una. Por cada cuatro que trabajan hay un funcionario público. Un verdadero disparate. 

 No parece que sea la mejor política para recuperar lo que un día fue esta región. Si lo es, la experiencia lo dice, la mejor para mantener cautivo el voto.                             

¿Qué hacen los gobiernos para encauzar la situación? Hace pocos meses, y bajo el paraguas de la Ley de Economía Sostenible aprobada por el Congreso y “durmiente” en los cajones de alguna de las Vicepresidentas, el presidente de la Junta, José Antonio Griñán, presentó en Sevilla el proyecto ‘Andalucía Sostenible’, integrado por 146 medidas, “para avanzar en un nuevo modelo de crecimiento más justo, viable y competitivo”.

En palabras de José Antonio Griñán, Andalucía está a la “vanguardia” en sectores que “sorprenderían“, como las energías renovables, investigación e innovación, ingeniería y servicios avanzados en empresas. Dice también Griñán que la comunidad cuenta con proyectos “complejos” y “perfectamente definidos e incorporados a la estrategia de sostenibilidad”. “Somos vanguardia, abramos las ventanas para que lo vean”.

Words, words, words.

Porque, si no fueran tan solo palabras, algo tangible habríamos empezado a ver. Pero parece que esas 146 medidas, siguen en los cajones. Aquel programa “perfectamente diseñado”, con un presupuesto de casi 350 millones de euros, continúa virgen. Sin duda, ese presupuesto se gastará, puesto que ya está adjudicado, pero mucho me temo que la mayor parte irá destinada, como siempre, a informes de expertos –habitualmente amigos-, sueldos de equipos creados “ad hoc”, ornamentación de oficinas para esos equipos, coches, visas y viajes al extranjero para promocionar esa Andalucía sostenible. Ojalá me equivoque.

¿Por qué se me ha ocurrido hoy escribir sobre Andalucía? Pues viene a cuenta de la tristeza que me ha producido leer en un periódico nacional de hace pocos días, en la parte dedicada a la región, las noticias sobre Andalucía. Es decir, lo importante que sucede en la región y que merece el escaparate de los medios. Se que los periodistas son los periodistas, pero son, tan sólo, los mensajeros. Más o menos, esto es lo que pasa en Andalucía:

 La Junta aprueba ayudas para mujeres “vejadas” del franquismo. No voy a entrar en los tristes detalles de lo que unos hijos de puta hicieron a estas mujeres. Me centro en el electoralismo de la medida, en la miseria que supone utilizar a estas víctimas. Porque resulta que “algunos cálculos de la Consejería“, hablan solo de seis mujeres vivas localizadas que cumplan los requisitos para recibir las ayudas. Supongo que habrá más, ya que posteriormente he leído que el “presupuesto asignado” asciende a 180.000 € (¡¡). Eso si, la Junta ya ha constituido la oportuna “comisión” para valorar expedientes.

En la misma sección aparece: “La Junta retira las ayudas a un joven con un 97% de discapacidad”. La ayuda era de 300 € al mes y la razón aducida es que, como el pobre chico pasa cuatro horas en un centro ocupacional, no parece necesario que su madre lo cuide el resto del día y por tanto no procede la asignación.

Otra noticia: El Presidente del Comité Andaluz para la Sociedad del Conocimiento (el científico Juan Pérez Mercader) dimite; y la Junta lo silencia. Este comité tenía como objetivo “guiar las políticas de la Junta en relación con la innovación la sociedad de la información y las nuevas tecnologías”. Parece ser que sus once miembros –científicos, docentes, empresarios– poco tenían que hacer, dado el “nulo interés que la Junta les había venido dedicando más allá del anuncio de su creación” ¿Recordáis lo de Andalucía Sostenible? Pues ni siquiera se les consultó nada relativo a este proyecto.

Y es que, aparte de la corrupción política y empresarial, que siempre va unida, y de las noticias puramente locales, Andalucía da para poco más. He pinchado en googlenoticias sobre Andalucía” y aseguro que nada de interés hay. Los políticos la están matando. La ineptitud política de Chaves -19 años presidente andaluz-, que todo lo que ha hecho ha tenido como único objetivo mantenerse en el poder, y el complejo y cobardía de Griñán (¿qué méritos le vieron –aparte de haber sido bi-ministro de González- a esta reliquia socialista?) suponen armas de destrucción masiva para el pueblo andaluz.

 Para corregir esta penosa trayectoria, lo primero que habría que hacer es prescindir de Griñan, lo segundo olvidar la historia para dejar de ser esclavo de ella y lo tercero, cambiar el himno andaluz que aún sigue, trasnochado, pidiendo tierra y libertad para los andaluces. 

!Andaluces, levantaos¡,
!Pedid tierra y libertad¡,
Sea por Andalucía libre,
España y la humanidad.

Con todo el respeto para su autor, Blas Infante, Padre de la Patria Andaluza.

BLAS INFANTE

Hay tanta música andaluza que no soy capaz de encontrar canción adecuada. Pero como creo que lo que digo es verdad, aunque resulte ciertamente amargo, y Andalucía ha sido historia de pobreza y de dinero, me viene al pelo el poema de Quevedo, “Pues amarga la verdad, quiero echarla de mi boca”. Y, como además la canta Paco Ibáñez, pues os dejo con ella.

 Como homenaje a los sufridos andaluces y a su tierra.

PUES AMARGA LA VERDAD, Paco Quevedo, Paco Ibáñez.

http://www.youtube.com/v/3Lbmcm3Jd5Y?fs=1&hl=es_ES
Pues amarga la verdad,
quiero echarla de la boca;
y si al alma su hiel toca,
esconderla es necedad.
Sépase, pues libertad
ha engendrado en mí pereza
la pobreza.

¿Quién hace al ciego galán
y prudente al sin consejo?
¿Quién al avariento viejo
le sirve de río Jordán?
¿Quién hace de piedras pan,
sin ser el Dios verdadero?
El dinero.

¿Quién con su fiereza espanta,
el cetro y corona al rey?
¿Quién careciendo de ley
merece nombre de santa?
¿ Quién con la humildad levanta
a los cielos la cabeza?
La pobreza.

¿Quién los jueces con pasión,
sin ser ungüento, hace humanos,
pues untándolos las manos
los ablanda el corazón?
¿Quién gasta su opilación
con oro, y no con acero.
El dinero.

¿Quién procura que se aleje
del suelo la gloria vana?
¿Quién siendo tan cristiana,
tiene la cara de hereje?
¿Quién hace que al hombre aqueje
el desprecio y la tristeza?
La pobreza.

¿Quién la montaña derriba
al valle, la hermosa al feo?
¿Quién podrá cuanto el deseo,
aunque imposible, conciba?
¿Y quién lo de abajo arriba
vuelve en el mundo ligero?
El dinero.

Pues amarga la verdad,
Pues amarga la verdad,
Quiero echarla de la boca;
Y si al alma su hiel toca,
Esconderla es necedad.
Sépase, pues libertad
Ha engendrado en mi pereza
La Pobreza.

¿Quién hace al tuerto galán
Y prudente al sin consejo?
¿Quién al avariento viejo
Le sirve de Río Jordán?
¿Quién hace de piedras pan,
Sin ser el Dios verdadero
El Dinero.

¿Quién con su fiereza espanta
El Cetro y Corona al Rey?
¿Quién, careciendo de ley,
Merece nombre de Santa?
¿Quién con la humildad levanta
A los cielos la cabeza?
La Pobreza.

¿Quién los jueces con pasión,
Sin ser ungüento, hace humanos,
Pues untándolos las manos
Los ablanda el corazón?
¿Quién gasta su opilación
Con oro y no con acero?
El Dinero.

¿Quién procura que se aleje
Del suelo la gloria vana?
¿Quién siendo toda Cristiana,
Tiene la cara de hereje?
¿Quién hace que al hombre aqueje
El desprecio y la tristeza?
La Pobreza.

¿Quién la Montaña derriba
Al Valle; la Hermosa al feo?
¿Quién podrá cuanto el deseo,
Aunque imposible, conciba?
¿Y quién lo de abajo arriba
Vuelve en el mundo ligero?
El Dinero.

Quiero echarla de la boca;
Y si al alma su hiel toca,
Esconderla es necedad.
Sépase, pues libertad
Ha engendrado en mi pereza
La Pobreza.

¿Quién hace al tuerto galán
Y prudente al sin consejo?
¿Quién al avariento viejo
Le sirve de Río Jordán?
¿Quién hace de piedras pan,
Sin ser el Dios verdadero
El Dinero.

¿Quién con su fiereza espanta
El Cetro y Corona al Rey?
¿Quién, careciendo de ley,
Merece nombre de Santa?
¿Quién con la humildad levanta
A los cielos la cabeza?
La Pobreza.

¿Quién los jueces con pasión,
Sin ser ungüento, hace humanos,
Pues untándolos las manos
Los ablanda el corazón?
¿Quién gasta su opilación
Con oro y no con acero?
El Dinero.

¿Quién procura que se aleje
Del suelo la gloria vana?
¿Quién siendo toda Cristiana,
Tiene la cara de hereje?
¿Quién hace que al hombre aqueje
El desprecio y la tristeza?
La Pobreza.

¿Quién la Montaña derriba
Al Valle; la Hermosa al feo?
¿Quién podrá cuanto el deseo,
Aunque imposible, conciba?
¿Y quién lo de abajo arriba
Vuelve en el mundo ligero?
El Dinero.

Anuncios
  1. Gemma
    25 septiembre, 2010 en 2:01 PM

    Bueno, queda muy simplón echarle la culpa al PSOE, a Chávez o al PER. Todos sabemos que en el campo se compran las peonás y en las ciudades los contratos, exactamente de igual manera, vamos, que no inventamos nada, simplemente se copió lo que se hacía en las zonas más desarrollas…
    Andalucía necesita sobretodo infraestructuras, no puedes hacer un polígono industrial si no tiene accesos, recursos energéticos, etc.
    No hay más que señalar que Cádiz, una de las cuidades más pobres de España lleva muchos años gobernada por el PP y sigue igual de pobre que antes.
    Está claro que no estoy de acuerdo con este post, a pesar de que habitualmente sí lo estoy con todo lo demás publicado, pero ser andaluza, haber emigrado para trabajar, volver, comparar, conocer ahora otra realidad… te abre los ojos.
    Los políticos son políticos y sólo tienen una política: ganar las elecciones para obtener beneficios.
    Espero que pronto dejen de destrozar los recursos andaluces con políticas de “pan pa hoy”, que las elecciones son mañana y comiencen a aplicar políticas coherentes con nuestra realidad, que además es muy compleja por la diversidad económica que presenta nuestra querida tierra.
    Andaluces levantaos… qué gran verdad… que hay andaluces con una ayudita de 426€/mes se echan a dormir…
    A mí no me gustaría que en Andalucía se hiciera la barbarie que se ha hecho en la costa valenciana con el pretexto del desarrollo económico, el Turismo y otros espejismos que nos venden con la única finalidad de asignar las obras a la empresa del amigo del político.
    “Andalucía es tan pobre que lo único que no tiene es dinero”

    • 26 septiembre, 2010 en 5:51 PM

      Hola Gemma, gracias por tu comentario.
      Ya se que queda muy facil echar la culpa al PSOE, a Chaves o al PER. Por eso, tratando de no caer en lo facil, no les echo la culpa directamente. Si lees más detenidamente mi texto, verás que digo: “Se tiende a pensar, sin análisis más profundo, sin atender a la historia, que la razón inmediata de su relativa pobreza es que estas tres regiones han sido gobernadas, desde el inicio de la transición y establecimiento del Estado de las Autonomías, por el PSOE. Sin duda, algo de razón no les falta, aunque la historia anterior haya tenido mucho que ver. Pero, desde luego, el partido socialista bien pudiera haber tratado de acortar la desventaja en lugar de acrecentarla con sus políticas de clientelismo y de tratar de conservar, a base de mantener el victimismo histórico, estos viveros de voto cautivo..
      No les culpo del origen del problema, ni se me ocurre; les culpo de haber hecho poco, muy poco, por resolverlo. Andalucía necesita una verdadera reconversión. Como la que hizo el propio PSOE -y creo que bien hecha en este caso- a primeros de los ochenta en las industrias navales y siderúrgicas. Fue una decisión de FG que conllevaba riesgo electoral a corto plazo, y ya ves, gobernó durante 14 años. En Andalucía no se atrevieron, seguramente porque el riesgo electoral era muy superior. Si se hubieran atrevido, Andalucía tendría hoy esas infraestructuras que echas de menos (aunque tampoco estoy de acuerdo en esto. Andalucía tiene muchas mejores infraestructuras de comunicación (ferrocarril, autopistas y aeropuertos) que muchas otras regiones españolas y europeas). Yo creo que lo que le falta a esta región es industria, pero industria moderna, como la que debería pretender esa bella durmiente que es la Ley de economía sostenible, y no industria trasnochada como la minería. Y, para eso, necesita reorientar sus recursos: menos en gastos suntuario, San Telmos, fundaciones para incorporar amigos, comisiones inútiles; y más en inversión.
      Sobre Cadiz -que no creo sea una de las regiones más pobres de España- y el PP. No exculpo al PP, ni de lo que pasa en Andalucía (al fin y al cabo, Aznar gobernó 8 años y le importaba un pijo Andalucía) ni en las regiones en que gobierna. Mi Blog no es -no trata de ser- político y, aunque pueda tener mis propias ideas sobre política, no dejo que ideas preconcebidas afecten a mi criterio personal sobre cada cosa y sobre la actuación de cada persona.
      Y, Gemma, leyendo los últimos párrafos de tu comentario, me da la sensación (no digo que sea sí, sólo que me da la sensación) de que estás mucho más de acuerdo conmigo -o yo contigo, tanto da- que en desacuerdo
      Un abrazo

  2. Marta Carvajal
    26 septiembre, 2010 en 3:30 AM

    Me acabo de incorporar en este foro. Por pura atracción del comentario de MI PRIMO JAIME en Facebook. Aun por la constante oferta de mi tio Jaime, acabo de alucinar con este foro. Como cada vez me defrauda el contenido vertido en estos medios, solo la liberdad de expresión, me compensa.Pero selecciono mucho lo que leo. Hay carencia de criterio propio, por escuchar mas que pensar.
    No hay dirigentes políticos, indeferencia ideológica, falta de contenido.
    Los hogares,estan abastecidos de lo esencial; accesorios que antes eran de estratos sociales altos¨tv de plasma, ordenador, vitrocerámica…aire acondicionado, ´t.moviles, vehiculos…y sus hijos igual. Aquellos, hijos de proletarios,la base de España, aprendieron economía de subsistencia, ahorrar, y administrar recursos. Sus hitos de confort, se limitan, a pocos bienes materiales, de facil acceso, pero saben restringir sus recursos. Nuestra España, proletaria,luchan por lograr que sus hijos accedan a puestos de trabajo, estudien y tengan calidad. Su aceso a un mercado laboral de ricos, les da facil acceso a bienes materiales, pero su gran bien, heredar de sus padres una economía de subsistencia, el ahorro, y sobrevivir acorde con sus recursos.La verdadera España, se mantiene.
    La crisis, es una regulación natural, del desequilibrio que provoca un crecimiento economico desproporcionado, producto de la especulación, con un sistema piramidal, reacción en cadena. Esa emergencia rapida, ficticia, es insostenible. Y desemboca en una caída progresiva…Pero no hay lugar para el fracaso, en aquellos que trabajan honestamente.
    Sin entrar en Política, los dirigentes que accedieron al cambio del euro, comenzaron un desequilibrio, pero fue esencial para el progreso, unifircarnos a Europa. Pero la economía doméstica, continúa, adaptandose.
    LAS CRISIS, LIMPIAN, GENERAN PROFESIONALES POLIVALENTES, filtran la mierda,.E IMPULSA UNA ECONOMÍA HONESTA, BASADA EN EL ESFUERZO.
    EL HAMBRE AGUDIZA EL INGENIO… ESPAÑA ES Y SIEMPRE SERÁ REPUBLICANA.Y AFORTUNADAMENTE AHORA SE TRADUCE EN REPUBLICALISTAS (REPUBLICANOS+MATERIALISTAS)
    SIGAMOS INCULCANDO A NUESTROS HIJOS LA CAPACIDAD DE VIVIR CON POCOS RECURSOS.

    • 26 septiembre, 2010 en 7:12 PM

      Hola Marta, bienvenida al Blog (yo no lo llamaría foro, no me atrevo).
      La verdad es que mucho de lo que dices es cierto, las crisis limpian, qué remedio. Lo que pasa es que no sólo limpian el sistema, “limpian” a muchos, a muchísimos que ninguna culpa han tenido en crearla.
      En algunas cosas no estoy de acuerdo: Sí hay dirigentes políticos, lo malo es que no hay verdaderos líderes políticos. Tampoco se que debería de entenderse por “la España verdadera se mantiene” ¿qué es la verdadera España? ¿la que tenemos, la que tuvimos, la que tendremos?. Y respecto a que “España siempre es y será republicana”, no se, no se…me trae reminiscencias históricas de tiempos que no fueron buenos (no por la república, sino por la confrontación entre unos y otros, utilizando la política y el sistema como excusa). En fin, yo trato de huir de grandes conceptos acuñados o de sobreentendidas definiciones.
      Pero, el “post” era sobre Andalucía……
      Y ¿cual era el comentario de tu primo Jaime en Facebook?
      Besos

  3. Rocío Castro
    26 septiembre, 2010 en 3:17 PM

    Aquí te escribe una andaluza sevillana alejada de su tierra por la “pobreza” de su tierra. Alguien que se marchó para encontrar mejoras laborales y una vida mejor, tan sólo porque quería seguir su sueño porque el negocio familiar no la apasionaba…
    Alguien que echa de menos su gente, su tierra, sus costumbres andaluzas tan arraigadas y sus raíces, pero que no puede vivir con el dolor de ver a su tierra morir de pena y pobreza. Mi tierra se está muriendo y cada vez es más la necedad que hay en su sociedad. Los políticos no quieren gente inteligente, que estudie, que aprenda… Sólo quieren burros y necios que no sepan nada para seguirdominádolos. No hay más que mirar a esa “generación del vacío” que nos viene pisando los talones…
    El socialismo es veneno y mata lentamente. Está acabando con una tierra maravillosa y el pueblo obrero no se dá cuenta. De pequeña mi padre, que es empresario, siempre me decía: siempre que sale el PSOE me joden… Y yo no entendía por qué lo decía. Pero ahora que soy mayor me doy cuenta y me duele. Duele mucho tener que abandonar una tierra que quieres tanto para emigrar porque te quieres dedicar a lo que deseas…
    Tengo 31 años y odio a este gobierno de mierda que no sólo gobierna a mi comunidad autónoma sino a todo el país. No lo soporto más. Estoy pasando pena y dolor de no poder tener una estabilidad (en todos los sentidos) a mi treintena. Hambre no, porque gracias a Dios tengo a mi familia.
    El cancer de España es Zapatero y el socialismo y lo peor (y espero equivocarme) es que el propio pueblo entero no se entera. Señores! Si el empreario no tiene “guita”, el empresario no contrata!!! Se unden las empresas y con ello se destruyen los puestos de trabajo!
    Existe el dinero desde el trueque y esto es así. El dinero es poder nos guste o no. No todos podemos tener lo mismo. Siempre habrá ricos y pobres por desgracia. Pero una cosa me queda clara, mientras más nos carguemos a las empresas y al empresario con estos gobiernos socialistas de mierda más “chanchullos” hará el empresario. Menos puestos de trabajo habrá!
    Jaime, me has hecho llorar con tu post. Y me alegro de que alguien diga la verdad de una vez!
    Un abrazo,
    Rocío Castro

    • 26 septiembre, 2010 en 7:29 PM

      Querida Rocío
      Bienvenida al blog. Me gusta encontrar “caras” nuevas entre los pocos que lo leen y comentan. Muchas gracias por escribir.
      Me siento mal por haberte hecho llorar, aunque supongo que lo dices en sentido figurado. Pero es cierto que en tu comentario se trasluce dolor y tristeza. Siendo así, no admite debate, ni acuerdo, ni objeción; sólo leerlo, también con tristeza.
      Pero, sin entrar en debate, y con todo mi respeto por tus sentimientos, no es el socialismo lo que ha empobrecido a Andalucía. Ni es, el socialismo, cancer ni veneno. Al menos no quise expresarlo como opinión mís en mi entrada. Son los políticos, en este caso los socialistas, puesto que aquí gobiernan desde hace 30 años, los que con su concepción trasnochada y arcaica y con su pésima gestión, han provocado este estancamiento.
      En fin Rocío, te deseo suerte. Con 31 años, caracter y criterio, tienes buen futuro por delante.
      Y vuelve a Andalucía para ayudarla a cambiar.

      Con todo mi cariño.

      • Rocío Castro
        27 septiembre, 2010 en 2:21 PM

        Hola Jaime,

        Gracias por tus palabras. Pero yo si creo que el gobierno socialista si ha empobrecido a Andalucía con sus malas gestiones. Un gobierno socialista en este país no funciona, puesto que habría que hacer una profunda reforma desde la base…

        Ojalá vuelva algún día, pero siempre que todo haya mejorado y podamos tener mejoras en todos los aspectos.

        Gracias Jaime! Me encanta tu blog! Sigue asi!

        Saludos,
        Rocío Castro

      • 27 septiembre, 2010 en 11:44 PM

        Rocío,
        Un gobierno socialista funcionaría si sus líderes fueran buenos gestores. Hoy es mucho más importante la capacidad de gestión que el enfoque ideológico. Mientras que la ideología tiene el poder de encandilar al electorado y la virtud de provocar una pésima gestión, la buena gestión siempre tendrá (o deberá tener) en cuenta los derechos de los que más protección necesten.
        Por eso, me niego a aceptar que el socialismo moderno sea incapaz o que sea peor que otras opciones. Que habría que hacer una profunda reforma; desde luego. Lo de hoy, no vale.
        Pero tampoco me vale el PP ¿Tiene sentido que en cada propuesta o decisión que afecte a la vida de los ciudadanos, cada uno de los dos partidos tenga posiciones radicalmente diferentes? Lo vemos todos los días, y no me refiero a asuntos que puedan afectar a los sentimientos y valores personales; me refiero a asuntos de gestión. ¿Como es posible que, representando cada uno a diez millones de almas, todas muy parecidas, no encuentren un punto en común sobre el que poder acordar políticas comunes que, además, les liberen del chantaje de los pequeños partidos, sean nacionalistas o no? Sería estupendo para la gente, para el país, pero malo para ellos. Porque cada metro que ceden, es un metro que gana el contrario.
        Pelean entre ellos y para ellos; no pelean por nosotros.
        Por eso, no es el socialismo el problema.
        O al menos, así lo veo yo, si ser socialista.
        Y muchas gracias por tu loa sobre el blog.
        besos

  4. Belén
    27 septiembre, 2010 en 11:36 AM

    Me da la impresión de que en ocasiones tendemos a culpar a los demás de nuestras desgracias, lo que no significa que no piense exactamente lo mismo que tú en relación a esas políticas que durante años solo han hecho que el pueblo andaluz se haya dormido, pero también es cierto que si ha permanecido “casi inerte”, la mayor parte de culpa es para los mismos andaluces (hablando de la generalidad, que no es lo más adecuado), que no han sabido darse cuenta de que el camino seguido no es el correcto.

    También es muy cierto que la vida, igual que les trató muy bien mientras que el oro de América entraba a España por su tierra, ahora les trata mal gracias a sus gestores.Mientras los dirigentes de otras CCAA pelean y aprovechan cualquier oportunidad, los de Andalucía se dedican a contentar a su pueblo con limosna.

    Adoro Andalucía, parte de mi familia vive allí y me gusta su gente porque es buena y entretenida pero también observo que les falta en la actualidad “esa chispa” de superación y creatividad que se ve en otras ciudades de España como Madrid, donde todo el mundo vive en una lucha constante día a día.

    Puede que sea hastío, que estén hartos de padecer, pero lo que ahora toca es sacar fuerzas de flaqueza y esa pillería para avanzar y no para consolarse.

    Y respecto a la República, España la asocia a una ideología concreta pero no a una forma de gobierno.Yo por si acaso: virgencita, virgencita, que me quede como estoy…

    España vota con el corazón y no con la cabeza, pero volvemos a las mismas cuestiones de siempre: ¿Habrá alguna alternativa algún día que nos permita votar totalmente convencidos de que lo hacemos con la cabeza?

    Ánimo andaluces, que no os subestimen vuestros políticos, que no os conformen.No obstante, todo es cíclico, vendrán mejores tiempos.

    Puedo estar muy equivocada y admito cualquier crítica o punto de vista porque me gusta aprender con y de los demás.

    • 27 septiembre, 2010 en 11:10 PM

      Hola Belen
      Ufffff, pues si que ha dado Andalucía para debate. Entretenido con “La Chica del Norte”, no he tenido tiempo de leer todos estos comentarios.
      Yo no creo que “la mayor parte de la culpa sea de los andaluces”. Estoy contra los juicios sobre colectivos y los tópicos de Andaluces=vagueras, Catalanes=tacaños, vascos=chuletas y otros más. La culpa se reparte entre gobernantes, gobernados, recursos, empresarios y obreros, por no hablar de entornos y conceptos. Pero, en este caso, más culpa tiene quien haya tenido en sus manos cambiar las cosas o, al menos, no permitir que continúen en cuesta abajo. ¿Tienen la culpa los marbellíes (andaluces) de la enorme corrupción entre políticos y empresarios y guiñoles de unos y de otros, del asunto Malaya que empieza a enjuiciarse hoy? ¿la tienen por haber votado a Gil durante tantos años? Confiaron en Gil porque les hizo creer que era un buen gestor y era menos político que los políticos anteriores; y Marbella creció y creció y creció….hasta que se hundió.
      Para sacar fuerzas de flaqueza necesitan ayuda. Y Griñan no es ayuda; tampoco creo que lo sea Arenas. Necesitan un lider que no sea marioneta de un gobierno central, sea del color que sea. Que pelee por ellos y no siga los dictados del partido, al que le importa poco andalucía y mucho los votos que de ella pueda sacar.
      A ver que pasa en primavera del 11. Ojalá surja un tercero en discordia, ojalá no saque mayoría absoluta y ojalá no coincida con el color de quien gane en el 12.
      Besos

  5. Rocío Castro
    27 septiembre, 2010 en 1:19 PM

    Hola Belén,

    Permíteme, pero no estoy para nada de acuerdo con tu comentario.

    Andalucía está gobernada por una forma de gobierno insulsa que no tendrá nunca efecto positivo en un país como el nuestro, y hablo de España. Habría que hacer muchas reformas para que un socialismo bien impuesto tuviera efectos positivos.

    La principal razón de por qué está el partido socialista en Andalucía, a pesar de que no funcione es porque compran a los andaluces con las “ayuditas inservibles”. Dinero que sale de la “caja registradora” y que pagamos todos para gastarlo en fondos públicos. Ja1 Y encima es dinero que ponemos nosotros….Y me pregunto yo, señores quién no pone la manita? Venga ya! Si lo mismo pasa con ZParo, ZPeste! Nos ha comprado con ayuditas insulsas. Qué levante la mano el que no lo votó en las generales de 2008 sólo por esto!!!
    Sólo nos falta salir con la ayuda para las Marías. “Para rememorar y reivindicar la religión católica, vamos a dar 1000€ mensuales a todas aquellas mujeres católicas llamadas María, por ser un nombre bíblico…” Pero bueno, ya está bien de “comprar” al pueblo…!

    A nosotros los andaluces, nos falta la chispa de la superación, la lucha y el ingenio? Tienes idea de lo que es estar peleando y buscándote la vida para encontrar trabajo? Y seguir luchando cuando te salen trabajos de poca cosa o temporales y aún así seguir luchando? Inventándote tu propio empleo? Etc?
    Por desgracia y por culpa de estos malos políticos y sus pésimas políticas socialistas, a los andaluces se nos ha visto como unos flojos. Vamos! La pandereta de España! Y todo porque nos tienen sin trabajo y comprados para que les sigamos votando. Ahora resulta que el no tener empleo es ser un flojo! Y los que luchamos o emigramos para encontrar nuestra oportunidad? Ya que desgraciadamente en nuestra maravillosa tierra no la tenemos? Esos no son luchadores? O qué hay de esos que se quedan y luchan día a día por salir adelante? Aquellos cuyas voces no son escuchadas?

    Entonces, tenemos que irnos a Madrid a “luchar” porque allí todo es mejor? O mejor, nos vamos a Barcelona? Tierra donde los andaluces levantaron grandes empresas muy a pesar de los catalanes….

    Belén, con todos mis respetos, me parece que tendrías que pasar una temporada en Andalucía y después poder opinar de verdad…

    Saludos,
    Rocío Castro

    • 27 septiembre, 2010 en 11:27 PM

      Ay Rocio, caviar de Riofrio (perdona la licencia. Así empieza una preciosa canción que Sabina dedica a su hija; escúchala ya verás como te gusta) qué duras experiencias has tenido. Sin haberlas tenido yo, estoy bastante de acuerdo con lo que dices. Comprar al electorado genera ruina. Un contrato de compraventa requiere dos partes: cuando un voto se compra el elector se vende. Pero, al cabo del tiempo, se da cuenta de que lo que compró ya no funciona, mientras que lo que vendió sí aprovechó al otro. Pero ya la garantía ha expirado. ¿Cuantos electores se darán cuenta, en 2011, de que el producto que compraron era malo y no tiene sentido comprarlo otra vez? Y, si se dan cuenta ¿Cual compran? ¿Crees que el PP, con lo que de él conocemos en Andalucía, vende mejor producto?
      No hay solución fácil ni a corto plazo. Ni dinero para encontrarla.

      • Rocío Castro
        27 septiembre, 2010 en 11:41 PM

        Uy… Jaime… Si yo te contara y tú me dejaras…. No te puedes ni imaginar, mi arma!
        Tienes razón… Cuántos se darán cuenta, cuántos? Espero que muchos, por Dios! Que se acbae esta ruina!!!
        Un abrazo!

      • 28 septiembre, 2010 en 12:34 AM

        Déjame que te cuente, Limeña, déjame que te diga la pena…..
        Cuenta; prometo escuchar.
        Besos

  6. Belén
    27 septiembre, 2010 en 2:11 PM

    Puede que no me haya explicado bien y que tengas razón cuando dices que para tener conocimiento real de algo es necesario haberlo vivido.Yo en Andalucía solo he estado de paso.

    También es cierto que muchos andaluces levantaron grandes empresas catalanas, al igual que muchos otros de otros puntos de España.

    Solo quería animar a los andaluces a no dejarse comprar por los políticos, porque ahí reside su culpa.

    Si te fijas en una de mis frases finales:

    “Ánimo andaluces, que no os subestimen vuestros políticos, que no os conformen.No obstante, todo es cíclico, vendrán mejores tiempos.”No es que los andaluces no sean ingeniosos, etc…es que muchos (no todos) viven en el conformismo de la política que hablas, a eso me refería.Y cuando uno se acostumbra a ese sistema, tiene más probabilidades de “abandonarse a su suerte” y no reaccionar.Lo reconozco, he usado las palabras equivocadas.

    Saludos Rocio, y no te enfades que tienes mucha razón en las cosas que dices.

    • 27 septiembre, 2010 en 11:30 PM

      Belén, contigo da gusto. Participas como nadie, con criterio y con ideas. Entras al debate y no te cuesta conceder la razón a quien discrepa, si crees que puede estar mejor fundamentada.
      Muy bien, muchas gracias
      Besos

  7. 27 septiembre, 2010 en 2:44 PM

    Ya lo dijo Rousseau en su “Discurso sobre el origen y los fundamentos de la desigualdad entre los hombres”:

    “Un pueblo acostumbrado a la dependencia, al descanso y a las comodidades, consiente en que se incremente su servidumbre con tal de fortalecer su tranquilidad.”

    Es decir, un pueblo que se ha acostumbrado a sobrevivir gracias al PER y otras gavelas, dificilmente se “levantará, como pretendía Ahmad Infante, frente a sus opresores, pues más vale pajaro PER en mano que cientos de soluciones volando.

    • Rocío Castro
      27 septiembre, 2010 en 4:08 PM

      Hola Jesús,

      Entonces que sugieres? Nos sublevamos? Somos unos “flojos” por culpa de los políticos. No es así?

      España y hablo a nivel nacional, tiene exactamente el mismo problema. Estamos todos en el mismo saco, así que dejémonos de huelgas pactadas y salgamos a la calle…

      Saludos!

      • Belén
        27 septiembre, 2010 en 5:00 PM

        Yo creo que Jesús se refiere a lo que yo pretendía explicar: que por naturaleza, cuando “el género humano” se acostumbra a ese sistema, prefiere abandonarse a su suerte y no reaccionar (prefiere ciertas ayudas frente a la honestidad).

        Pero por suerte, todavía quedan muchas personas que no se venden a las ayudas así por así.Antes hablé de mi caso por no hablar de terceras personas, que verdaderamente hacen grandes esfuerzos día a día.Mi saludo cariñoso para ellas.

        En el aspecto de la envidia sí te doy la razón totalmente, pero también, por suerte, desde mi punto de vista vamos evolucionando con el tiempo.

        Saludos, valiente Rocío!!!

      • 28 septiembre, 2010 en 12:12 AM

        Con Celaya Rocío,….A la calle que ya es hora de pasearnos a cuerpo……pero pacíficamente. España en Marcha, viene muy a cuento con lo que hablamos.
        Te lo dedico, con cariño.

        Nosotros somos quien somos.
        ¡Basta de Historia y de cuentos!
        ¡Allá los muertos! Que entierren como Dios manda a sus muertos.

        Ni vivimos del pasado,
        ni damos cuerda al recuerdo.
        Somos, turbia y fresca, un agua que atropella sus comienzos.

        Somos el ser que se crece.
        Somos un río derecho.
        Somos el golpe temible de un corazón no resuelto.

        Somos bárbaros, sencillos.
        Somos a muerte lo ibero
        que aún nunca logró mostrarse puro, entero y verdadero.

        De cuanto fue nos nutrimos,
        transformándonos crecemos
        y así somos quienes somos golpe a golpe y muerto a muerto.

        ¡A la calle! que ya es hora
        de pasearnos a cuerpo
        y mostrar que, pues vivimos, anunciamos algo nuevo.

        No reniego de mi origen
        pero digo que seremos
        mucho más que lo sabido, los factores de un comienzo.

        Españoles con futuro
        y españoles que, por serlo,
        aunque encarnan lo pasado no pueden darlo por bueno.

        Recuerdo nuestros errores
        con mala saña y buen viento.
        Ira y luz, padre de España, vuelvo a arrancarte del sueño.

        Vuelvo a decirte quién eres.
        Vuelvo a pensarte, suspenso.
        Vuelvo a luchar como importa y a empezar por lo que empiezo.

        No quiero justificarte
        como haría un leguleyo,
        Quisiera ser un poeta y escribir tu primer verso.

        España mía, combate
        que atormentas mis adentros,
        para salvarme y salvarte, con amor te deletreo.

    • 28 septiembre, 2010 en 12:01 AM

      Jesús
      Un poco irónico te veo (dicho con cariño, ya me conoces). El PER lo perciben unos 300 mil andaluces. La población activa es de cerca de 4 millones.
      Y no se cuales son las “otras gavelas”.
      No soy partidario del PER, ya lo dije en mi post. Pero, hoy, no hay manera de quitarlo. Se necesitan gobiernos imaginativos y valientes (imagínate la popularidad del que lo quite) y, por supuesto, no dejar tirado a nadie. Pero supongo que habrá maneras de ir convirtiendo, poco a poco, subsidos por salarios. Muy complicado para quienes no tenemos información ni recursos.
      Y, ya lo he dicho, la única culpa que tiene este pueblo, es haber votado durante treinta años a los mismos.

  8. Belén
    27 septiembre, 2010 en 2:52 PM

    Otra cosa Rocio, yo trabajo en muchas temporadas hasta las doce de la noche sin descanso, fines de semana inclusive y por suerte (porque lo es), no he tenido que verme en las situaciones que hablas, pero también te diré otra cosa de la que no suelo hablar por muchas razones pero que en este caso lo voy a hacer: yo no me vendo por ciertas ayudas, de hecho, podría perfectamente beneficiarme de tener una enfermedad en el corazón, pero mientras pueda desarrollar mis funciones con normalidad, no creo que sea justo hacerlo y lo digo por los que se benefician de situaciones que inventan (lo cual pasa en toda España) o que les convienen pudiendo “funcionar” como el resto de los ciudadanos.

    Tampoco voté a ZP porque cuando tuve que tomar mi decisión, no me pareció acertado.

    De ahí que no entienda a la gente “que se vende”.

    Y por último: saludos Rocío y suerte para tu tierra, que es preciosa.

  9. Rocío Castro
    27 septiembre, 2010 en 4:18 PM

    Hola Belén,

    Gracias por tu respuesta. Este es un tema que me “toca” dentro, la verdad. Cuando vives en distintos países y regresas te das cuenta de los errores de tu sistema y al menos, a mi, me entra la pena y la impotencia de no poder hacer nada…

    Si, son muchos los empresarios que levantaron empresas en Ctaluña y eran de fuera. Pero hablo de Andalucía y los andaluces. Y la verdad está ahí.

    En cuanto a las ayudas, todos las hemos cobrado y creo, que la solución estaría en que la gente se concienciara de que a la larga estas “ayuditas” nos salen más cara…. mirad como estamos ahora…!
    El pueblo debería concienciarse de que si queremos comer tenemos que trabajar y el que nos dará trabajo será el empresario, las empresas. Si ellos crecen, nosotros comemos. Y, a parte, robar hoy día, roban todos los partidos porque este es, muy a mi pesar, un país de chanchuyeros. Ahora yo prefiero que roben teniendo curro, que muriéndome de hambre sin trabajo.

    Sabes, Belén? Yo creo que el principal problema de este país es la envidia. Si ya lo decía Calderón de la Barca…
    Aqui se odia al que más tiene. Se le mira desde el punto de vista envidioso y no desde el punto de vista de que “nos dará trabajo”.

    Gracias y un abrazo!
    Rocío

  10. El Corsario
    27 septiembre, 2010 en 6:33 PM

    Independientemente de los problemas económicos de Andalucía,común a otras regiones, es en mi opinión, con diferencia, la comunidad con más personalidad de España, y los andaluces los que mejor interpretan como hay que vivir la vida con alegría,simpatía y generosidad, ole tu madre ¡¡

    Cual es la región de españa más admirada en el mundo ? : Andalucia sin duda

    PD : No soy andaluz…

    El Corsario

    • 28 septiembre, 2010 en 12:16 AM

      Hola Corsario
      Pues, si, tienes bastante razón. Alegría no falta; es su filosofía de vida (y mira que digo que no me gustan los juicios sobre colectivos; pero bueno, solo cuando son negativos)
      Abrazos

  11. 27 septiembre, 2010 en 9:32 PM

    Parece ser que quien mejor me ha entendido ha sido Belén. Desde luego quien me conozca sabe que no es mi estilo llamar a la “revolución”. Si los politicos, de todo signo, no han hecho más por Andalucía será, en parte, porque no hay una demanda social real de cambio. Y lo siento Corsario, pero para mi, que soy del Norte, nada más nefasto que la imagen turística de España de mantillas, flamenco y ole tu madre¡¡¡
    ¡¡¡Así nos luce el pelo!!!

  12. El Corsario
    27 septiembre, 2010 en 9:57 PM

    Hombre yo también soy del norte ¡¡

    Andalucía tierra de Artistas , en todos los ámbitos¡, y mujeres bellas.

    Ya nos gustaría a los del Norte tener la creatividad de los Andaluces.

    Belen es muy sagaz.

    El Corsario

    • 28 septiembre, 2010 en 12:27 AM

      Pues si eres del norte, y además te gusta -me consta- la música, pronto te encontrarás en este blog a La Chica del Norte.
      Y, sí, Belén es muy sagaz.

  13. Rocío Castro
    27 septiembre, 2010 en 10:02 PM

    Mira! Cómo también decía Unamuno… “¡La envidia! Ésta, ésta es la terrible plaga de nuestras sociedades; ésta es la íntima gangrena del alma española”
    Esa imagen turística española de mantilla, flamenco y como es? “ole tu madre”? ha dado la vuelta al mundo y nos ha traído muuuchos turistas… Es la imagen de España, señores. les guste o no. Bueno y digo yo, este turismo engorda el PIB no?
    Ayyy qué culpa tenemos los andaluces de tener encanto, duende y gracia? Porque señores! Ande yo caliente y ríase la gente!

    • 28 septiembre, 2010 en 12:28 AM

      Así me gusta Rocío, verte más alegre

  14. Rocío Castro
    27 septiembre, 2010 en 10:12 PM

    Corsario! Ole ole y ole! Nos encanta tener gente así por nuestras tierras! Qué razón tienes! Tú si que sabes apreciar el arte, lo bueno y la categoría! El buen comer, el buen beber y el saber disfrutar el pasar de la vida, auqnue sea en estas cirscunstancias en las que nos encontremos ahora. Sólo el que ha vidio allí sabe como somos, como bromeamos con ese humor negro tan natural, con ese arte y ese ingenio. Esa picaresca andaluza del siglo de oro de nuestra literatura todavía presente en nuestras gentes…
    Esas mujeres morenas, con curvas, de ojos grandes y largas pestañas…
    Pero, no todos lo ven, muy a nuestro pesar…
    Cuánta son las veces que he escuchado que si somos flojos, que no quermos trabajar, que nos gusta mucho la fiesta y que sé yo más…
    Maldita imagen nos hemos ganado por culpa de estos políticos…
    Olé!

    • 28 septiembre, 2010 en 12:30 AM

      Rocío, una idea
      ¿Por qué no abres un Blog sobre Andalucía? Fíjate que puede ser el germen……

  15. Belén
    27 septiembre, 2010 en 10:49 PM

    Yo no entiedo de flamenco, pero las mantillas, los trajes de sevillana (malagueña, etc…), los azulejos, Julio Romero de Torres, las rejas que adornan las ventanas andaluzas y mil cosas más, me parecen una maravilla.

    Me encanta este blog, por suerte internet no “ha matado” el debate aunque ahora en vez de discutir acerca de como se llamaba “tal cosa o la otra” acudamos a las definiciones de la red en cuestión de segundos.

    Ole!

    Saludos.

    PD: Si esa sagacidad que dices que me corresponde, es buena para ti, gracias Corsario.Tengo que decir que tú eres divertido por tu caracter incendiario.

    PD2: Sabía a lo que te referías Jesús, solo que tú lo explicas con una mayor precisión.Tu cultura me fascina.

    • Rocío Castro
      27 septiembre, 2010 en 11:44 PM

      Ole Belén! La verdad es que da gusto debatir contigo!
      Saludos!

    • 28 septiembre, 2010 en 12:32 AM

      No, si al final vamos a terminar todos adorando Andalucía.
      Jesús tiene un blog (más de uno) interesante: Reflexiones Heteróclitas. Lo recomiendo.
      Denada, Jesús

  16. El Corsario
    27 septiembre, 2010 en 11:31 PM

    jaja que risa, esas mujeres morenas.. ¡¡

    eso me recuerda a Julio Romero de Torres,el que tenía el Alma llena de coplas, el Pintor del Alma de España, el que pintó a la mujer morena:

    “con los ojos de misterio y el alma llena de pena” ¡¡ que maravilla…

    El Corsario

  17. Rocío Castro
    27 septiembre, 2010 en 11:43 PM

    Me encantas! A ver cuando vas pa’ Sevilla que yo te enseño los cuadros chiquillo!

  18. El Corsario
    28 septiembre, 2010 en 12:32 AM

    Sevilla llueva o no llueva es una maravilla ¡¡¡

    Un guiño a Audrey Hepburn en “My Fair Lady” ¡¡

    Gracias Rocío, siempre que puedo voy a Sevilla ¡ menos en Julio y Agosto…

    El Corsario

  19. Gemma
    28 septiembre, 2010 en 9:44 AM

    Ante todo muchísimas gracias por publicar mi comentario y sobretodo por contestarme. Sí, sí es cierto que estoy muy de acuerdo con tu post ahora que me has aclarado cosas que a la primera me pasaron por alto. Pero sigo sin estar de acuerdo en que Andalucía tenga suficiente infraestructura, que no es lo único que le falta desde mi punto de vista. Andalucía es muy extensa y diversa, y que el AVE llegue a Córdoba, Sevilla o Málaga no cubre otras necesidades en zonas más necesitadas.
    En mi opinión, lo andaluces hemos adoptado con gran facilidad nuestro papel de víctimas, no solo los gobernantes, y hemos perdido nuestra rebeldía y ganas de luchar por un cambio, no político, sino de hacer la política y de sociedad en general. Hay demasiado conformismo y “dame pan y dime tonto”, lo que hace además más difícil la lucha a los que no nos conformamos con la lástima, los sueldos bajos y vivir de ayudas.
    Por supuesto yo también me he tenido que ir de mi tierra para conseguir trabajo, conozco otras realidades…. pero aquí es donde mejor se vive.. jajajá. Afortunadamente ahora tengo un buen puesto en la provincia de Sevilla, me encanta mi trabajo, me dedico al Turismo por vocación.
    A pesar de mi corta experiencia en esta vida no puedo dejar de pensar que a los andaluces nos han robado parte del alma, es fácil aprender sevillanas por toda España, pero sardanas? pelota vasca? escuchar una isa? Nuestro patrimonio vende más, tanto que se ha corrompido.
    Los andaluces necesitamos levantarnos para reclamar lo que es nuestro, nuestro patrimonio, nuestro carácter (antes rebelde y luchador) y ahora adormecido y conformista.
    Por mi trabajo tengo que hacer entrevistas y contratar a gente, trabajo en una zona muy pobre… y es de vergüenza escuchar a la gente decir que solo quiere trabajar para cotizar y echar el paro o las ayudas… de hecho, ninguno de mis trabajadores secundará la huelga porque se descuenta la cotización.. y claro, luego a lo peor no les llega para echar los papeles del paro. No hay iniciativas, ni ideas, no quieren riesgos, ni cambios… y éste miedo al cambio impide el avance de todos, no solo de los que se quieren quedar como están.

    Recibe un fuerte abrazo y mi enhorabuena por el blog.

    • 29 septiembre, 2010 en 8:40 PM

      Yo soy el que te da las gracias, Gemma. Y, cómo no te voy a contestar; es lo más entretenido de este hobby-blog que he encontrado hace poco.
      Aunque no sea sobre Andalucía, te animo a comentar sobre cualquier otra entrada. A ver si animamos este blog.
      Pues yo también vivo aquí, en Andalucía, bien es verdad que no en zona deprimida, al contrario: sol y mar. Ya dejé hace años mi curro duro y tengo tiempo y aficiones. Por eso, para mí vida actual, Andalucía es un lujo.
      Pero como Edgar Rice Burroughs, escritor americano que, sin conocer Africa, escribió la magnífica obra Tarzan de los Monos (devoré a mis 12-13 años los diez tomos que había en la biblioteca del colegio) puedo contar algo de Andalucía si conocerla a fondo. Por eso, te puedo decir que los andaluces son capaces de recuperar la parte de alma que se les ha robado, la rebeldía y las ganas de luchar. Sólo necesitan un lider. Y, a lo mejor, hacerse notar. Levantarse y salir a la calle, como dices y como dice también Rocío. Pero salir a la calle para protestar contra sus gobernantes para que peleen por ellos.
      Pero, para moverse, necesitan un lider ¿quien? yo no se. Un Sanchez Gordillo moderno que reclame industria y no tierras.
      Pero, Gemma, de inraestructuras, Andalucía es de las punteras.
      Besos y gracias

  20. 28 septiembre, 2010 en 6:15 PM

    Me ha encantado el efecto producido por la entrada de tu Post “Seguramente esta entrada tendrá poco interés para muchos”; sin duda alguna el menos interesante y el más comentado, jajajaja
    Gracias por la propaganda de mi Blog. El tuyo lo tengo colgado en el mio como “Blogs interesantes que merece la pena visitar”
    Abrazos

    • 29 septiembre, 2010 en 9:08 PM

      Hola Jesús.
      “Tener poco interés para muchos” es compatible con tener mucho interés para pocos. Es la que ha pasado y a mi también me ha sorprendido (agradablemente).
      En lo que no estoy nada de acuerdo es en que haya sido el post menos interesante. Pero, en fin, a lo mejor escribo sobre Asturias…..no se me ocurrirá.
      Abrazos

  21. 30 septiembre, 2010 en 12:54 AM

    Jaime…, me conoces, lo de “el menos interesante” no dejaba de ser un nuevo toque irónico; si así nos lo hubiera parecido no creo que nadie hubiera insertado el enorme número de comentarios que tiene esta entrada, en la que has tocado el problema de fondo de la pauperrima situación de Andalucía y la enorme responsabilidad de sus gobernantes, de todos, de los de antes y de los de ahora, de todas formas si que hay dos cosas en las que no estoy de acuerdo: El califato de Córdoba duró tan solo ochenta años, desde su proclamación por Abd el Ramhman III en el 929 hasta su desaparición bajo Hisham II con cuya muerte en 1009, y tras los desmanes de Almanzor, se desintegra,
    Es falso, pura leyenda, que en el Califato existiese pluralidad religiosa ni libertad personal e intelectual, cierto que los mozárabes y los judíos gozaron, en un principio, de libertad de culto, pero a cambio estaban obligados al pago de tributos que no pagaban los musulmanes: el impuesto personal (yizya) y el impuesto predial sobre el ingreso de las tierras (jaray). Además también estaban sujetos a las siguientes restricciones: no podían ejercer cargos políticos; los hombres no podían casarse con una musulmana; no podían tener criados musulmanes o enterrar sus muertos con ostentación; debían habitar en barrios separados de los musulmanes; y estaban obligados a dar hospitalidad al musulmán que la necesitara, sin recibir remuneración.
    Durante los últimos años del Califato y bajo el poder de Almanzor, todas estas restricciones se agudizaron y los desmanes del Visir fueron inmensos, incurriendo en una brutalidad ilimitada contra los cristianos y judíos. Se cuenta por ejemplo que tras la toma de León Almanzor ordenó ejecutar a 30.000 prisioneros con cuyos cuerpos se formo una montaña desde cuya altura cantó el almuecín su llamada a la oración, o el que Almanzor, cada vez más intransigente en lo religioso, ordenase quemar la biblioteca de Alhakén II por ser su contenido ofensivo para las leyes del Islam. Finalmente tras la muerte de Almanzor y la disgregación del califato se produjeron matanzas organizadas de judíos, por ejemplo en 1013 se produjo una masacre de judíos en Córdoba y en el año 1066 ocurrió lo mismo en Granada.
    Por lo tanto nada era tan idílico como cuentan las leyendas.
    En cuanto a Blas Infante, realmente no creo que sea un personaje que me merezca ningún respeto, sino todo lo contrario.
    En una post publicado en mi blog ya comentaba que la voluntad final de Blas Infante, Musulman bajo el nombre de Ahmad Infante, no era la de una Andalucía autónoma, sino una Andalucía desligada de los conceptos occidentales de Nación, e imbuida de los mimbres culturales y morales del Islam. Punta de lanza de la “revolución” deseada para occidente que no es otra que la de la islamización.
    El elemento más significativo de esta pretensión se recoge en lel deseo de construir una Patria andaluza constituida por Andalucía y marruecos, tal y como expresan las siguientes palabras de Infante:
    “¿Se comprende, ahora, bien por qué aspiramos a que Marruecos; el Marruecos hoy sometido al protectorado de España, llegue a ser verdaderamente protegido, viniendo a formar un estado autónomo federado con los demás andaluces, dentro del gran concepto de Andalucía?”.

    • Rocío
      30 septiembre, 2010 en 1:07 AM

      Jaime con todos mis respetos a tu blog, pero por favor, permíteme contestar esto a este señor.
      Jesús, por favor, váyase una temporadita a Andalucía a vivir y empápese de historia, mucha historia…
      Pero bueno! Lo que uno tiene que “escuchar”… Resulta que además de ser unos flojos como muchos nos ven en España ahora somos medio moros y nos hubiera gustado estar con Marruecos…. Ay Dios…

      • 30 septiembre, 2010 en 5:02 PM

        Claro que te dejo contestar, faltaría más.
        Pero sin ánimo de intervenir en debates “colaterales”, yo no he leido en el comentario de Jesús lo que tu interpretas: “que a los andaluces les hubiera gustado estar con Marruecos”.
        Respecto a lo de medio moros….me temo que sangre mora debemos de tener todos un poquito. Y, quizá, Jesús de los que menos, pues es de la tierra de Don Pelayo.
        Abrazos

      • 30 septiembre, 2010 en 6:09 PM

        Yo solo me refiero a los planteamientos islamizadores de Blas Infante, lo demás es de su cosecha propia, Rocío. Ni flojos ni moros, pero insisto en la leyenda idílica del Al Andalus que nunca existió. Cierto que culturalmente Cordoba fue, en breve tiempo, foco de la cultura en Occidente, pero ni más ni menos que rememorando y traduciendo a los clasicos greco-romanos y con muy pocas aportaciones propias. La historia es la que es, no hace falta “empaparse” in situ, sino simplemente leer y leer; y lo de estar con Marruecos no es de mi cosecha, sino declaraciones literales de don Blas (Ahmed) Infante. Si o le gustan enfadese con su “Padre de la Patria Andaluza” y no conmigo, por favor no vapulee al mensajero…

    • 30 septiembre, 2010 en 4:56 PM

      Vaya, he despertado a la “bestia” (término cariñoso), tengo que ir con más cuidado.
      Perdona, no supe ver la ironía en tu comentario.
      Yo no he dicho que en el Califato hubiera pluralidad religiosa. Hablé de esplendor económico, cultural e intelectual, que creo lo hubo. Quizá, al mencionar “armonización” has entendido todo lo demás. Por otro lado, la libertad, aunque debiera ser un concepto absoluto, suele entenderse con la relatividad de la comparación con otros entornos u otras épocas. Y, en ese sentido, el Califato sí la ofrecía. Bien es verdad que, a pesar de su corta duración un siglo escaso (hasta el 1031 oficialmente) tuvo dos épocas diferenciadas. Hasta la muerte de Alhaken II (976) y a partir del reinado de Hisam, que es cuando empieza el poder y la influencia de Almanzor, que hace todas las barbaridades que dices.
      No sería época idílica, pero si, seguramente, la época en la que Andalucía más influyo en España y en Europa.

      Respecto de Blas Infante, poco sé. La frase “con mis respetos para su autor” (del himno), no deja de ser una fórmula de lenguaje. Tendría que estudiar su trayectoria para confirmar el respeto o negárselo.
      Abrazos

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: